viernes, 2 de julio de 2010


El jardín es una isla
que flota en mi sueño.
Una sucesión ascendente de pétalos,
una máquina de florecer los días
y enredarlos al pentagrama del tiempo.

Un resplandor de tierra prometida
que la noche estrella en sus colores.

La noche
con alas perfumadas
es esta sed sin geometría
que pulsa mi deseo.

No hay comentarios: